Instagram

Follow Me!

Historias reales de infertilidad

Historias reales de infertilidad: A. P.

5 noviembre, 2015

¡Sorpresa! Ya que hoy es jueves, he decidido traeros una historia real de infertilidad de las que tengo en el tintero. ¿Os quedáis a leerla?

historias-reales-de-infertilidad

 

Cuéntanos algo de ti. ¿Cuál es tu nombre o pseudónimo? ¿Qué edad tienes? ¿Tienes blog, Twitter o Facebook?

Soy A.P. Si que tengo twitter: Mamá a la carrera, mediante el cual y gracias a la Infertilpandy, todo se lleva de mejor manera. Además tengo un blog, el cual me va muy bien para ir escribiendo los post de vez en cuando y poder expresar todo lo que siento en este proceso.

Es Carrera de obstáculos hacia la maternidad.

He medio-salido del armario de la infertilidad, algunas personas cercanas saben el proceso por el que estamos pasando, pero la mayoría no. Aunque casi todos saben que estamos en la búsqueda, debido a que cuando tuvimos un aborto, no sé porque razón, lo dijimos a la gente.

Tengo 35 años y mi pareja 39.

¿Cuánto tiempo has intentado quedarte embarazada de forma natural? ¿Estás buscando tu primer hijo?

Desde hace mas de 3 años, que estamos intentándolo. Dejamos de tomar precauciones y a ver que es lo que venía, pero por alguna razón, yo intuía que nos iba a costar.

Al año de empezar fuimos al gine y nos hizo pruebas a los dos, análisis a mí y a él, y la dichosa histerosalpingografía. Todos los resultados salieron bien. Nos dieron Omifín.

Yo estaba pasando por aquel entonces una etapa muy dura, mi padre llevaba tiempo enfermo y falleció. Todos y yo también, asociábamos el no quedarme embarazada por el estrés de la situación y me acuerdo que mi padre me dijo, ya verás como dentro de nada te quedas embarazada.

Y así fue, con ayuda del Omifín, pero si. Aquel verano, que a pesar de ser el más duro, no sé porqué razón tenía una paz interior que no he vuelto a tener.

Nos fuimos de viaje y yo ya me notaba rara, y al final a la vuelta nos hicimos la prueba y ahí estaba las famosas 2 rayitas.

Pero todo cambió cuando fuimos a la primera eco, era más pequeño de lo normal para esas semanas, y nos fueron haciendo controles, análisis, etc, para ver cómo evolucionaba. Fue el mes más duro, hasta que se le paró el corazón. Con 9 semanas me hicieron un legrado, una experiencia bastante desagradable.

A partir de ahí, descansé unos meses y luego empezamos otra vez con los ciclos de Omifín, pero esta vez no funcionó en ninguno de los 6 ciclos.

¿Cuál es el diagnóstico por el cuál no conseguís el embarazo?

Nos han hecho todas las pruebas y todas nos han dado buenos resultados. La última fue la antimulleriana, y también salió bien. Así que en principio, todo es correcto y podríamos decir que se trata de una infertilidad de origen desconocido. Para mí, un rollo, porque la incertidumbre entonces es mucho mayor… y lo asocio a mil cosas.

Al estrés del trabajo, a nervios, etc…

¿A qué tratamientos de fertilidad te has sometido? ¿Vas a someterte a alguno más?

A parte de los ciclos de Omifín, este enero empezamos los primeros tratamientos de fertilidad. Nos hemos hecho 3 IA’s que me han dejado tocada. Una “ostia” (con perdón…) tras otra es duro de llevar y seguiditas, con lo cual necesité coger fuerzas para empezar con lo siguiente. Por nuestra edad y diagnóstico, nos dijeron de empezar por IA y nosotros también lo vimos bien, aún sabiendo del % de éxito tan bajito. Había que intentarlo.

Después de haber descansado unos meses y haber cogido fuerzas, en julio nos metimos de pleno en nuestra primera FIV. Estuvimos haciendo la correspondiente estimulación, pero debido a mis ovarios que son multifoliculares, empezamos con dosis muy bajitas, y la respuesta fue baja. Llegamos a la punción con unos 4 o 5 folis, y consiguieron extraer solo 4, dos de ellos inmaduros. El médico nos dio la opción de acumular o de jugársela y hacer la transfer, pero decidimos acumular para septiembre.

Llegó Septiembre, y empezamos de nuevo. Con energías renovadas después del verano, la respuesta esta vez fue mejor. Extrajeron 7 ovocitos + los dos vitrificados. Llegamos al día de la transfer con 2 de calidad B. Nos pusieron 1 y no funcionó.

Ahora nos toca esperar porque tenía quistes en el ovario derecho, pero en cuanto venga la regla empezamos a prepararnos para la siguiente transfer.

Lo que sí que hemos solicitado es hacernos una histeroscopia diagnóstica antes de hacer la transfer. Queremos tener todas las pruebas posibles de cara a seguir con más intentos.

¿Qué opinas de la ignorancia que existe alrededor de la infertilidad?

Pues lo entiendo, aunque me duela según qué. No puedo culpar por según que comentarios, actos, etc. a personas que no han pasado por esto. Y al final como todo en la vida, es muy dificil dar consejos, hablar de esto sin tener experiencia o haber pasado por algo similar.

Yo sobre todo he aprendido a hablar de la infertilidad, tratamientos, etc, más con la gente que está metida también en esto, ya que son con las que conectas desde el minuto 1 y te sientes completamente entendida. Empecé a ir a una psicóloga que es especialista en estos tratamientos, y cuando me empezó a hablar, me quedé alucinada en plan, “hola? estÁs metida en mi cabeza?” Qué gusto!

Pero sí, siguen doliendo algunos comentarios del tipo: relájate y ya verás, ahora en vacaciones te quedas, etc, etc… incluso de gente muy cercana.

Lo que he aprendido con esta situación es que es mejor escuchar y apoyar pero no dar opiniones o diagnósticos sin saber.

¿Qué le dirías a otras parejas que, como vosotros, se tienen que enfrentar a un tratamiento de reproducción asistida?

Buffff….paciencia, mucha paciencia, apoyo y amor. Esto une más a la pareja, como cualquier situación mala en la vida.

¿Alguna cosa más que quieras añadir?

Muchas gracias por este blog, donde poder leer experiencias, buenas noticias que animan, y permiten explicar nuestras vivencias, de forma que quizás en otro entorno no haría.

Te deseo muchísima suerte en tu próxima transfer y ojalá sea la definitiva.

  • Responder
    La Hobbita
    5 noviembre, 2015 at 10:00 am

    Ay, pequeña! Tu caso es relativamente parecido al mío. Mi primer embarazo también detuvo el crecimiento del embrión pero no dejó de latir. Pruebas todas las semanas, esperanza a la que te agarras porque eres de las pocas a las que el peque les sigue latiendo… y al final, deja de latir y en la semana 9 legrado de urgencia U_U. El desgaste psicológico es brutal, yo también tuve que volver a la psicóloga.

    Mucha suerte con los tratamientos. Seguro que al final llegáis a la meta 🙂

    Un abrazo

  • Responder
    Una mamá muy feliz
    5 noviembre, 2015 at 10:08 am

    Ufff qué historia!!! cuantos momentos he revivido. Espero que sigas con esa fuerza y consigas pronto tu deseo. Un beso.

  • Responder
    latutu
    5 noviembre, 2015 at 3:01 pm

    Animo!!! yo estoy en las mismas… de hecho luego de mi inseminación artificial y ver que las 2 bolsitas estaban vacías pues me he tomado vacaciones… espero en enero retomar mi busqueda de enanitos…
    mucha suerte!!!

  • Responder
    Esther Beralgo
    5 noviembre, 2015 at 7:29 pm

    AP te deseo lo mejor y que en breve logréis vuestro sueño, que en este caso también es el nuestro. Experiencias de lucha como estas te hacen ver las dos caras de los TRA pero la capacidad de recuperarse que nos cuentas. Un abrazo

  • Responder
    Esther
    20 mayo, 2016 at 9:16 pm

    Fuerza y ánimo, tu historia ha de tener un final feliz, después de tres pérdidas, te entiendo perfectamente. Un abrazo.

  • Responder
    Kelly
    2 octubre, 2016 at 3:32 am

    Muchas gracias por dontar su historia .. yo recien voy x el camino de la invitro .. tengo mucho miedo pero no pierdo la fe que al final tendremos nuestra recompensa

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: